lunes, 22 de diciembre de 2014

A LA LUZ DE LA LUNA LLENA

Hola a todos.
Y aquí os traigo el final de mi relato A la luz de la Luna Llena. 
Es un breve epílogo que pone punto y final a esta historia.
Deseo de corazón que os haya gustado.

                                   Antes de que te vayas para convertirte en lobo en esta noche de Luna Llena, dame un beso.
                                  Yo me quedaré en el salón esperando tu regreso. Y, como siempre, el lobo te dejará ir.
                                   Serás otra vez un hombre y volverás a mí. Me besarás y me abrazarás y yo sentiré que vale la pena.
                                   Porque vale la pena estar contigo.
                                   Vale la pena amarte.
                                    Te lo digo de corazón. Me asomo a la ventana en las noches de Luna Llena. Te oigo aullar en la distancia. Sé que eres tú.
                                   Sé que tu parte humana sigue muy ligada a mí. Por ese motivo, yo te espero en esas noches en las que la bestia se apodera de ti y te separa de mí. Porque no tardará en llegar la mañana. Saldrá el Sol. Y tú volverás a ser el hombre que más amo en el mundo. Mi amor...



                          Cuando me llevas a nuestro lecho y me besas con ardor en los labios. Cuando me estrechas entre tus brazos y llenas cada centímetro de mi cuerpo de besos.
                         Yo sé que nada me importa excepto estar contigo.

1 comentario:

  1. Uy adore esta historia te mando un beso y te deseo una feliz navidad

    ResponderEliminar